XII ASAMBLEA DIOCESANA DE PASTORAL

Homilía

19 de enero 2016

 

 

  • La vida es bella, dice el actor de cine… Es mucho más bella de lo que parece a simple vista, podemos decir nosotros creyentes y discípulos de quien es la VIDA y ha venido a dar vida en abundancia.

 

  • Vivimos la vida en el tiempo, en etapas, en ciclos… Los sucesos se viven ‘al día’, pasan, dejan recuerdos, a veces traumas y heridas… No necesariamente son significativos para ser y escribir un capítulo de la historia…, se acaban, no  desencadenan otros sucesos… 

 

Los acontecimientos, en cambio, se sueñan y esperan, porque se esperan se preparan, porque se esperan permanecen en la memoria… la reavivan, refrescan, hacen la historia, desencadenan otros procesos, no se acaban… Son 

 

  • Cerramos un ciclo para iniciar otro… Terminamos para iniciar… Buscamos para encontrar… Salimos para entrar… Caminamos para llegar…

 

Cerramos el acontecimiento de nuestra XII Asamblea para abrirnos a más posibilidades, las infinitas de Dios y las limitadas nuestras… Podemos decir con el salmista: “El Señor ha estado grande con nosotros, y estamos alegres”… 

 

Nos da confianza que el Señor de la historia puede transformarlo todo, convertir nuestras limitaciones en oportunidades, nuestra agua escasa en vino generoso y exuberante, nuestros temores en esperanza, nuestras resistencias en fortalezas, nuestros pecados en gracia de redención…

 

La Palabra escogida para este día nos acerca a la memoria agradecida del acontecimiento por excelencia: Cristo Jesús, el Señor…  Resuena fuerte, clara, contundente, animadora, retadora la invitación del profeta: alégrense, regocíjense, el Señor ha salvado a su pueblo…  La convicción del discípulo apóstol, agente pastoral de aquel y este tiempo: “Cristo, Sumo Sacerdote, fue puesto por Dios en favor de los hombres”… 

 

  • Volvemos a casa, a la familia, a la comunidad de donde hemos venido… (Me recuerdan las comunidades paulinas que enviaban a sus agentes…) Allá están, siguen su vida, no han cambiado… Nosotros sí, nuestro corazón se ha vuelto a llenar de pasión por Cristo y su Reino… Vamos comprometidos, con nuevos proyectos, tareas concretas…

 

“Maestro, haz que pueda ver”, decía y dice nuestro amigo y viejo conocido Bartimeo… Lo mismo decimos nosotros como oración confiada y mirada llena de esperanza…

 

Tendremos los próximos tres años a compañeros de camino que nos van a animar y nos dirán: ¡Ánimo, él te llama”… Son los seis nuevos Vicarios Episcopales de Zona Pastoral…

 

  • Ánimo, pueblo de Dios… Nuestra fe en Cristo es futuro, tiene futuro, el futuro de salvación…

Iglesia en salida… Iglesia en marcha, a toda máquina…

Santa María, madre de misericordia, ruega por nosotros.

Santos zacatecanos, rueguen por nosotros.

@signorbar
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

19 de enero de 2016 ©Diócesis de Zacatecas