8 de diciembre de 2013

Ordenación de Diáconos

Catedral

 

  • Solemnidad de la Inmaculada Concepción de la Virgen María.

 

  • Contemplamos el misterio de la gracia de Dios, el designio de Dios, el diseño de Dios ‘pensando’ en nuestra salvación…

  • En ella contemplemos el misterio de nuestra vocación cristiana y sacerdotal… Es designio de amor, desde la eternidad…

 

  • “Nuestra mirada es atraída por la belleza de la Madre de Jesús, ¡nuestra Madre! Con gran alegría la Iglesia la contempla «llena de gracia» (Lc 1, 28).  ¡Llena de gracia! ¡Llena de gracia! ¡Llena de gracia! y así como Dios la ha mirado desde el primer instante en su diseño de amor. 

  • María nos sostiene en nuestro camino y nos enseña cómo vivir este tiempo de Adviento en la espera del Señor. ¡El Señor viene! ¡Esperémoslo! Nos enseña a ser cristianos en adviento/navidad permanente …

 

  • Ella sin pecado… Nosotros pecadores amados

  • Llena de gracia… Las gracias para vivir la gracia

  • Iglesia inmaculada… Iglesia pecadora llamada y enviada a proclamar el año de gracia del Señor…

  • El don de la salvación anunciado  a todos en María, realizado en su Hijo…. La humanidad  en su historia de pecado y de gracia tiene el remedio de la redención de Jesucristo… 

  • “Sobre María se ha posado la mirada del Señor, que la ha elegido para ser la madre de su Hijo. En vista de esta maternidad, María ha sido preservada del pecado original, es decir, de aquella fractura en la comunión con Dios, con los otros y con el creado, que hiere profundamente a cada ser humano. Pero esta fractura ha sido sanada por adelantado en la Madre de Aquel que ha venido a librarnos de la esclavitud del pecado. La Inmaculada está inscrita en el diseño de Dios; es fruto del amor de Dios que salva el mundo”.

 

  • La Palabra: en Adviento es la preparación radical de la venida del Salvador… En el día de la Ordenación diaconal es ir a la fuente radical de la iniciativa de Dios que ama,  llama, elige, consagra y envía…

 

  • Adán, ¿dónde estás? Parece que no hay respuesta… Adán no  responde… ha pecado…. Dios da la respuesta: “pondré enemistad entre ti y la mujer, entre tu descendencia y la suya; y su descendencia te aplastará la cabeza, mientras tú tratarás de morder su talón”.

 

  • Dios es amor generoso no juez implacable: “Dios nos eligió en Cristo, antes de crear el mundo”… Se refiere también a nosotros pecadores… María es llena de gracia desde antes de crear el mundo… El misterio de María está dedicado también a nosotros. “¡Dios fija su mirada de amor sobre cada hombre y cada mujer! Con nombre y apellido. Su mirada de amor está sobre cada uno de nosotros. El Apóstol Pablo afirma que Dios «nos ha elegido antes de la creación del mundo para ser santos e inmaculados». (Ef 1, 4). También nosotros, desde siempre, hemos sido elegidos por Dios para vivir una vida santa, libre del pecado. Es un proyecto de amor que Dios renueva cada vez que nos acercamos a Él, especialmente en los Sacramentos”.

 

  • Dios es exuberancia, abundancia sin límites, amor que se desborda… “Alégrate María… Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo”…. 

Alégrate, hombre pecador… Hay perdón… Hay salvación… El anuncio es para ti, no sólo para María, si bien ella es sin pecado y nosotros pecadores amados… (Yo confieso, al iniciar la Eucaristía…) María escucha, obedece interiormente y responde: «He aquí la esclava del Señor: hágase en mí según tu palabra». (v. 38).

 

  • Ser Diáconos en tiempos en que el sentido de Dios es débil, si no es que se ha perdido… o pervertido… Y, por tanto, el sentido del pecado… Y, por tanto el sentido de la gratuidad de la gracia…

Tareas: 

  • Ser hijos amados de Dios

  • Ser y hacerse hermanos en Cristo

  • Saber hacerse servidores a tiempo completo… Si sirves en la Eucaristía sirves a los que se sientan contigo alrededor de la misma mesa… Creatividad y decisión de ser ministros de la caridad…

  • Organizar la pastoral de la caridad …

 

 

  • Como María… Llena de gracia y de responsabilidad…  Agraciados, llamados a responder en la Iglesia, como Iglesia peregrina… Año jubilar = año de abundantes gracias para salvar…  Renovar los procesos, todo el ser pastores… Conversión pastoral incluye a todos y todo… Incluye a los Diáconos..

 

  • Celebremos la fe de María, la fe de la Iglesia, nuestra fe.  En esta fiesta, entonces, contemplando a nuestra Madre Inmaculada, bella, reconozcamos también nuestro destino más verdadero, nuestra vocación más profunda: ser amados, ser transformados por el amor. Miremos a ella, y dejémonos mirar por ella; para aprender a ser más humildes, y también más valientes en el seguimiento de la Palabra de Dios; para acoger el tierno abrazo de su Hijo Jesús, un abrazo que nos da vida, esperanza y paz… para ser mensajeros de esperanza.

@signorbar
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

8 de diciembre de 2013 ©Diócesis de Zacatecas